Heladerías en Ciudad de México hay muchas y muy buenas, pero ninguna con la historia, tradición y calidad de La Especial de París. Sus inicios se remontan a 1921, cuando su fundador, el señor Domingo Lozada, recorría las calles aledañas al Paseo de la Reforma con un carrito de baleros que transportaba dos tinas, una con helado de vainilla y otra con nieve de limón. Desde entonces han pasado 97 años y 4 generaciones, y la calidad de sus helados sigue intacta.

Helado de mamey y nieve de chabacano

Vainilla, el sabor insignia

La Especial de París es una de las contadas heladerías en la ciudad —sino es que la única— que vende el auténtico helado sabor vainilla. Sí, a todos nos han chamaqueado con esos helados amarillos de color y sabor artificial; pero el de aquí está hecho con vainilla natural, incluso se pueden ver las semillas en cada bola de helado.

En su libro “La nueva grandeza mexicana”, Salvador Novo menciona al entonces puesto de La Especial de París como uno de los mejores lugares para saborear un helado.

La diferencia entre uno y otro es abismal, tanto por el sabor como por el costo: la vainilla natural es exquisita, pero muy cara, por eso mucha gente no la conoce ni sabe que es la vaina de un tipo de orquídea, y no el líquido que venden en los supermercados en frascos de 100 ml.

Ingredientes naturales y sabores fuera de lo común

Además de los sabores típicos de cualquier heladería, en La Especial de París vas a encontrar otros que nunca imaginaste que podían estar en un helado, como zapote, tabaco, queso de cabra con sultanas de coñac (pasas remojadas en coñac), aceite de oliva, cardamomo y mazapán con palanqueta, entre otros.

Flor de amor (helado de yogur, mango, fresas, almendras, merengue y salsa de cerezas negras)

En total ofrecen alrededor de 50 sabores diferentes, entre helados (de leche y de yogur), nieves y especialidades; pero no todos están disponibles todo el año, ya que muchos son de temporada, como mandarina, chabacano, granada, dulce de calabaza (calabaza en tacha) y yerba mate.

Este pequeño local resguarda mucho sabor

De las especialidades te recomendamos el Arlequín (5 bolas pequeñas de los sabores de tu elección), la Flor de amor (helado de yogur, mango, fresas, almendras, merengue y salsa de cerezas negras), el Banana Split y el Rollo Philadelphia, el cual se tarda un poco en servir, pero vale la pena. ¿Qué más podemos decir? No dejes pasar más tiempo para conocer La Especial de París, esta heladería es un verdadero patrimonio de la ciudad.

 

La Especial de París
Insurgentes Centro 117, col. San Rafael.
Todos los días de 12:00 a 20:30 h.
Costo promedio $80 – $100

Redacción: equipo México Chulo